ROYAL MILITARY TATTOO EN EDIMBURGO

COVID-19 EN ESCOCIA: Actualmente estamos en la fase 3 de la desescalada con posibles restricciones durante el otoño. Más información →

Edimburgo es la ciudad con mayor afluencia turística de Escocia y la segunda del Reino Unido, tan sólo por detrás de Londres. Desde hace unos años, recibe anualmente unos cuatro millones de turistas, atraídos por sus emblemáticas calles, históricos edificios y su cultura. Pero es en agosto cuando el mayor flujo de turistas se acerca a la capital escocesa y es que en solo un mes se celebran cinco festivales de diferente índole.

Edimburgo es considerada la ciudad de los festivales con hasta 11 festivales de gran renombre celebrados cada año (aquí tienes una guía sobre todos los festivales de Edimburgo). Son unas de las mayores atracciones turísticas de la ciudad, y sólo los Juegos Olímpicos y el Mundial de Fútbol superan el número de entradas vendidas por los festivales de Edimburgo.

El Festival Internacional de Edimburgo es probablemente el más famoso de todos los celebrados en la capital. Fundado en 1947, nació de los escombros de la Segunda Guerra Mundial, con el objetivo de “proporcionar una plataforma para el florecimiento del espíritu humano”, invitando a actuar a las mejores compañías y artistas, sin importar su nacionalidad.

Sin embargo, no es el único festival que se lleva a cabo en agosto. Probablemente el más impresionante a nivel audiovisual sea el Royal Military Tattoo. Este espectáculo es ya una institución icónica de Edimburgo y un éxito de taquilla año tras año. Música, danza y teatro se unen a través de los numerosos grupos militares que desfilan frente al espectacular Castillo de Edimburgo.

¿Qué es el Military Tattoo?

Antes de centrarnos en el Royal Military Tattoo de Edimburgo, debemos saber de qué estamos hablando al referirnos a un “tattoo”. Y no, no se refiere a un tatuaje. Un Tattoo, en jerga militar, es una actuación musical o una exhibición de fuerzas armadas. El término se remonta al siglo XVII y proviene de la frase holandesa “Doe den tap toe”, que significa literalmente cerrar los grifos. En esa época, cada día desde las 21:30 horas hasta las 22.00 horas se emitía un aviso mediante percusión y trompetas para que todos los posaderos dejaran de servir cerveza a los soldados y estos volvieran pronto a sus barracones. La palabra Tattoo proviene exactamente de “tap-too” y “taptoo”, alteraciones del “tap toe” original.

Estos avisos, con el tiempo, se fueron convirtiendo más en espectáculos propiamente dichos que en simples avisos. Los Tattoo se convirtieron en algo común durante el siglo XIX, cuando las guarniciones militares tocaban música en los pueblos como entretenimiento durante el verano. También entre la Primera y la Segunda Guerra Mundial, algunos Tattoo muy elaborados se llevaban a cabo, siendo el más famoso el de Aldershot (Inglaterra).


¿Cómo es el Military Tattoo de Edimburgo?

Con una temática diferente cada año, el Military Tattoo de Edimburgo se realiza en la explanada del Castillo de Edimburgo cada agosto desde 1950. Originalmente se conocía simplemente como Military Tattoo, pero desde 2010 se le añadió oficialmente el “Royal" después de que la reina Isabel II le confiriese el título de Real, en celebración por sus seis décadas de existencia.

El primer festival oficial tuvo sólo 8 actuaciones en su lista de programa y congregó cerca de 6000 espectadores, que se sentaban en bancos y andamios simples. Dos años más tarde se aumentó la capacidad del graderío, pudiendo albergar aproximadamente a 7700 personas, lo que permitía a 160.000 espectadores asistir al espectáculo cada año. Desde 1975 hasta 2010 se utilizaron unas gradas con una capacidad para unas 8.600 personas hasta que en 2011 se invirtieron 16 millones de libras en comprar unas nuevas, que han reducido considerablemente el tiempo de montaje y desmontaje. De ese modo, se pueden llevar a cabo otros eventos en la explanada a lo largo del año (por ejemplo, son muy comunes los conciertos durante la época de verano).

Fuegos artificiales al final del Royal Military Tattoo en Edimburgo

Las actuaciones se realizan todos los días de la semana (normalmente con doble sesión los sábados) durante el mes de agosto y nunca se canceló ninguna sesión (excepto 2020, que se cancelaron todos los festivales de agosto por la pandemia conocida como Covid-19). La segunda actuación de los sábados incluye un espectáculo de fuegos artificiales, aunque desde 2005 se utiliza pirotecnia en todas y cada una de las actuaciones como broche final del show, así como una iluminación especial en la fachada del castillo. 

Regimientos militares internacionales e incluso tribus africanas han actuado en el Tattoo a lo largo de toda su existencia. La primera banda no militar en participar fue la de los suizos “Top Secret Drum Cops”, y se ha convertido en una actuación bastante popular dentro del festival, habiendo actuado ya hasta en 5 ocasiones distintas. La banda “Drill Team” de la Armada Noruega, también ha participado en en numerosas ocasiones, llegando incluso a adoptar a Nils Olav, un pingüino del Zoo de Edimburgo, como su mascota en 1972. De momento, ya vamos por el tercer Nils Olav, cuyo título oficial es Coronel Jefe Sir Nils Olav III. No, no es broma.

Nils Olav, pinguino militar de Escocia

Datos curiosos sobre el Royal Military Tattoo en Edimburgo

Y por si os habíais quedado con ganas de más, aquí van algunos datos curiosos acerca del Royal Military Tattoo de Edimburgo.

  • Más de 14 millones de personas han asistido al Tattoo en toda su historia. La audiencia anual es de alrededor de 220.000 personas.
     
  • Aproximadamente 100 millones de espectadores ven el Military Tatto cada año por la televisión internacional.
     
  • Cerca del 70% de la audiencia del Tattoo es de fuera de Escocia. La mitad de éstos son de fuera de Gran Bretaña.
     
  • El Royal Military Tattoo de Edimburgo se fundó (y hoy en día permanece) con fines solidarios. A lo largo de su historia ha donado unos 8 millones de libras a fundaciones civiles y otras organizaciones, como el Army Benevolent Fund.
     
  • Según un estudio independiente, se estima que los asistentes al evento han contribuido a la economía escocesa con alrededor de 77 millones de libras.
     
  • En 2014 se cumplieron 16 años consecutivos en los que las entradas del espectáculo se agotaron, generando aproximadamente 10 millones de libras.
     
  • El Tattoo siempre se ha llevado a cabo frente al Castillo de Edimburgo. Los ensayos se realizan en la misma ciudad, en Redford Barracks.
     
  • 46 países de 6 continentes han estado presentes en el Military Tattoo de Edimburgo.
  • El primer regimiento de fuera de Gran Bretaña que participó en el Tattoo fue la banda de “Royal Netherlands Grenadiers”. Fue en el año 1952, y también había grupos de Francia y Canadá.
     
  • Ninguna actuación del Tattoo ha sido cancelada en toda su historia, excepto en 2020 por el Covid-19 (justo el año en el que se celebraban los 70 años de este espectáculo).
     
  • En 2011 se renovó la estructura del graderío, instalando un nuevo anfiteatro de 16 millones de libras de coste. Este remplazó la anterior gradería, basada en el sistema utilizado en los Juegos Olímpicos de Munich. Contaba con 37 años de antigüedad y había ganado varios premios.
     
  • Se necesitan alrededor de 35 millas de cable en la realización de los espectáculos, lo que equivale a la distancia entre Edimburgo y Glasgow.
     
  • El evento fue televisado en color por primera vez en 1968.
     
  • El productor de Hollywood Mike Todd (cuarto marido de la estrella Elizabeth Taylor), realizó un programa documental sobre el Tattoo en 1950.
     
  • El primer “Lone Piper” fue George Stoddart, que tocó durante 11 años seguidos en la misma posición. Su hijo, Gavin Stoddart, le sucedió en el puesto y se convirtió en director de la “Army Bagpipe Music” durante 12 años.

El Military Tattoo en otros lugares de mundo

Aunque el Military Tattoo de Edimburgo es el más conocido internacionalmente, no es el único evento de estas características que se celebra en el mundo. A continuación, hemos querido recoger algunos de los más representativos.

En el caso de Europa, además de nuestro espectacular Tattoo, también son importantes el Windsor Castle Royal Tattoo, el Royal Internactional Air Tattoo (celebrado en Gloucestershire), el Norwegian Military Tattoo (famoso por su calidad y simplicidad), y el iniciado recientemente en Moscú, llamado comúnmente Spasskaya Bashnya Military Tattoo.

Por lo que a América del Norte respecta, el Royal Nova Scotia International Tattoo en Canadá, es el de mayor envergadura realizado en interior, con más de 2.000 personas de todos los rincones del mundo actuando cada año. El más importante que se realiza en Estados Unidos es el Virginia International Tattoo, aunque las fuerzas armadas del aire de ese país celebran varios festivales parecidos a lo largo del año.

Por último, en Asia, es Japón el país que alberga el festival más parecido a un Military Tattoo, el Japan Self-Defense Forces Marching Festival.


Como ves, el Royal Military Tattoo de Edimburgo tiene una historia espectacular y es un evento que, aunque lo hemos intentado, no se puede describir con palabras. Hay que vivirlo. Es una gran reunión en la que participan talentosos músicos y bailarines de todo el mundo. Espectadores de todos los rincones del planeta disfrutan de cada actuación, que año tras año varía de temática, con nuevos y asombrosos espectáculos que mantienen a todo el mundo con los ojos bien abiertos. Ahora que sabes todo esto... ¿te lo vas a perder? Eso sí, ten en cuenta que las entradas se suelen agotar con meses de antelación, así que deberás estar pendiente a la web oficial del show desde el mes de enero.